Estado secuestrado y seguridad ontológica

tea party 1

Hay minorías radicales que secuestran a partidos políticos desde dentro. O que secuestran a todo un país democrático. Y de paso al mundo entero. Es el caso del Tea Party y el Partido Republicano. Tras perder los republicanos las elecciones de 2012 -la Casa Blanca y el Senado- algunos dieron por difunto al Tea Party, dejaron de hablar de él. Pero los republicanos retuvieron la Cámara de Representantes, y desde allí, el Tea Party ha logrado secuestrar al Partido Republicano y éste tiene secuestrado al Estado. Ha lanzado un órdago que implica el cierre parcial del Estado (los americanos lo llaman Government) para intentar retrasar y eventualmente anular la tímida reforma sanitaria de un Obama al que odian, aprobada tres años atrás, refrendada en las elecciones de noviembre y cuya parte principal entró en vigor la semana pasada.

Aunque los republicanos prometen que en esto no llegará la sangre al río, sobrevuela además la amenaza de no elevar el 17 de octubre el techo de la deuda de EE UU, que no podría hacer frente al pago de lo que debe y entraría técnicamente en suspensión de pagos. Tendría consecuencias para la economía global. Así, 40 congresistas de un total de 435 miembros pueden poner en jaque al mundo. De momento ya han incidido sobre la política exterior de Obama: el presidente ha tenido que anular dos importantes viajes a Asia, con la consiguiente pérdida de credibilidad de EE UU en pleno pivote hacia Oriente, y ha habido que aplazar la segunda ronda de negociación para el Partenariado Transatlántico de Comercio e Inversión (TTIP)..

Son movimientos que desde la derecha extrema o el radicalismo intentan contaminarlo todo, y muchas veces lo consiguen. Desde fuera, otra minoría como el UKIP (Partido de la Independencia del Reino Unido, que cuenta con un líder muy visible, Nigel Farage) ha contaminado al Partido Conservador, e incluso al Partido Laborista. El hecho que el sistema electoral mayoritario por circunscripciones únicas le haya impedido entrar en el Parlamento no tapa su fuerza. Ha avanzado en las elecciones locales, en las que en mayo, en donde se presentó, obtuvo una media del 25% del voto, sembrando el pánico entre los conservadores. De hecho, conservadores, laboristas y liberales, según encuestas de The Guardian,  han perdido cada uno 4% en favor del UKIP, la primera vez en al menos 30 años que ocurre algo así en el Reino Unido. El UKIP está por la salida del Reino Unido de Europa, pero diversos análisis, entre otros los de Lord Ashcroft que cita Michel Skey, señalan que la cuestión que en primer lugar preocupa más a los votantes del UKIP no es Europa, sino la inmigración. Algo que ha anotado el primer ministro conservador David Cameron (como en Francia, socialistas y centroderecha frente a Le Pen).

En el fondo, en estos tiempos convulsos, en este fraccionamiento del electorado, y la contaminación de temas de manera horizontal, juega un papel esencial la cuestión identitaria, en el caso del UKIP más inglesa que británica. También el Tea Party tiene ese carácter identitario para unos ciudadanos blancos, anglosajones y protestantes en una sociedad que de la mano de la inmigración está cambiando profundamente.

Skey lo llama la búsqueda de la seguridad ontológica, basada en ”la confianza que la mayor parte de los seres humanos tienen en la continuidad de su propia identidad, y en la constancia de los entornos sociales y materiales que les rodean”. Y esta búsqueda es algo real, pues lo que alimenta a estos movimientos son sentimientos reales que no se pueden ignorar sin más.

El cambio excesivamente rápido (y la crisis) pueden provocar este tipo de fenómenos. Aunque no han surgido en España, no estamos libres de ellos. Mientras, la ultraderecha ha subido en Austria, y en Noruega va a entrar en el Gobierno con los conservadores. Las condiciones están maduras para un Tea Party en el Parlamento Europeo tras las elecciones de mayo próximo. ¿Lo secuestrarán?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s